El difícil salto a Australia

El año pasado cuando Juan Sebastián Cabal inscribió su nombre y el de Colombia en la historia del Abierto de Australia al acreditarse el título de dobles mixtos, haciendo pareja con la estadounidense Abigail Spears, se pensó que iba a ser un golpe de opinión para que el tenis nacional siguiera en el camino del crecimiento y pudiera tener más logros en los torneos grandes.

Sin embargo, lo que había conseguido el antioqueño Iván Molina, al ganar el primer título de un torneo Grand Slam, en 1974, el de mixtos al lado de la checa Martina Navrátilova, parece haber quedado en el pasado.

Un año después del éxito de Cabal, el panorama se antoja complicado de cara al primer certamen importante del inicio de temporada: el Abierto de Australia que está a una semana de abrir competencia en Melbourne.

A diferencia de otras ocasiones, en las que, por lo menos, una raqueta colombiana tenía cupo asegurado en el cuadro principal de este torneo, hoy no aparece ninguna.

Santiago Giraldo, el más importante tenista nacional de la última década, no estará presente. Su inactividad, declarada a finales de la campaña del 2017, al señalar que hará una pausa en su carrera, y el perder posiciones en el ranquin de la Asociación de Tenistas Profesionales -ATP- le impiden ser la carta del país en el torneo (ver tabla anexa).

“Esta pausa, que no es un retiro de mi carrera profesional, es importante para mí por varias razones. Una de ellas es mi salud ya que diferentes molestias físicas no me han permitido competir al 100 por ciento de mis capacidades en el último año”, contó el deportista a través su página web.

Y por el lado femenino, la principal jugadora, Mariana Duque se mantiene en carrera pero con altibajos. Y aunque su objetivo inicial es jugar Australia, no tiene cupo en el cuadro principal femenino y aguarda jugar la fase de clasificación después de competir, desde hoy en el Abierto de Hobart, en Oceanía.

“Por lo pronto no tiene cupo en Australia; debería empezar desde la qualy, a no ser que haya espacios dejados por jugadoras que, estando ranqueadas, desistan de intervenir”, aseguró Leonardo García, de Colsanitas, que es la entidad que respalda a Mariana.

Por su parte, dos que últimamente han disputado torneos grandes, como Alejandro González y Alejandro Falla, igualmente no tienen puesto en el cuadro central de competencias.

“Espero llegar en buena forma a Australia después de competir en el Challenger de Noumea”, expresó González, quien llegó hasta octavos de final en sencillos y fue finalista en dobles.

Falla, mientras, no se mantiene en actividad y ni siquiera figura en sus planes abrir temporada jugando este grande en Australia .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *