El fuego que amenaza la selva amazónica en Brasil

Brasil lleva más de dos semanas en las que los reportes de incendios forestales en la selva amazónica han aumentado. Al punto que en la tarde del lunes São Paulo quedó cubierta del humo procedente de los incendios ocurridos en la cuenca del Amazonas.

La ciudad anocheció dos horas antes de lo esperado inmersa en un vaho gris que tapó la luz del sol. A las 3 de la tarde ya la oscuridad se apoderaba del centro financiero brasileño.

La ciudad anocheció dos horas antes de lo esperado inmersa en un vaho gris que tapó la luz del sol. A las 3 de la tarde ya la oscuridad se apoderaba del centro financiero brasileño.

ero lo que sintió São Paulo es solo una consecuencia de algo mucho más grave: la quema desmedida de árboles en la selva Amazónica, el pulmón verde del mundo.

Según indicaron fuentes de ese país, hace 17 días se dispararon los incendios forestales, aparentemente causados por el hombre, y el fuego se ha ido expandiendo. Una situación que se agrava por dos motivos.

El primero, que la región atraviesa un periodo de sequía; el segundo, que la semana pasada Alemania y Noruega retiraron el apoyo económico al fondo para la Amazonia argumentando el desinterés de la administración de Jair Bolsonaro en cuidar este territorio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *